Aprendizajes 2019, desafíos 2020

Queridos Innovadores Públicos:

 

Cuando se cierra un ciclo, es importante poder evaluar lo que trazamos en el pasado y lo que juntos esperamos del futuro. Este 2020 se abre una nueva década, que llega llena de desafíos y oportunidades. El contexto ha cambiado y eso nos hace reflexionar cómo debemos cambiar nosotros también como Laboratorio de Gobierno.

El año que se va deja una huella importante en todos nosotros. Han sido momentos tensos que nos han mostrado las realidades más latentes de las personas, pero donde solo queda ponerse en acción para tratar de mejorar las condiciones, acercándonos, poniéndonos en el lugar del otro. 

Hemos tenido la oportunidad de trabajar junto a instituciones que buscan realizar cambios dentro de sus servicios, comprometidos con brindar el mejor servicio posible a las personas; innovadores que se están atreviendo a pensar desde una óptica distinta y deteniéndose en dolores claves de la sociedad. 

El privilegio de trabajar junto a ellos, nos ha demostrado que el Estado si tiene oportunidad de fortalecer y transformar su relación con la ciudadanía. Que si existen ánimos de cambio y que éstos son transversales; de jefaturas a funcionarios, existe un compromiso por poner a las personas al centro. Ejemplos tenemos varios: 

Nos faltaría espacio en este mensaje para destacar los diversos procesos de innovación en los cuales hemos acompañado a varios miles de funcionarios públicos y ciudadanos dispuestos a generar soluciones concretas y prioritarias. 

A nombre de nuestro equipo lo primero es agradecerles. Como Laboratorio de Gobierno siempre hemos creído en la necesidad de proyectar de manera colectiva los cambios. Este 2019 hemos podido aprender que fortalecer la capacidad para innovar es más urgente que nunca, tanto para los miles de funcionarios públicos que buscan hacer un cambio, como para los millones de personas que exigen dignidad y un trato justo. 

Para implementar cambios, debemos lograr amplios consensos dentro y fuera de cada institución pública. Las instituciones y sus funcionarios, deben gatillar en conjunto un proceso de innovación centrado en sus usuarios. Solo así los cambios y sus resultados serán sostenibles en el tiempo. 

El gran desafío de este 2020 y de esta nueva década es la manera en que hacemos políticas públicas y transformarnos los servicios públicos.

Los invitamos a que este sea el paradigma transversal y basal de nuestro quehacer como innovadores públicos.

Esperamos que sea un gran año para todos y que sigamos más motivados que nunca en fortalecer nuestro aporte en trabajar por y para los ciudadanos de Chile.

 

Roman Yosif Capdeville

Director Ejecutivo

Laboratorio de Gobierno

Otras noticias